Sublimación

La forma fácil de decirlo es que si te sientes mal escribes (o pintas, o esculpes, o creas en general). Si te sientes bien, te limitas a vivir. En mis años de Psicología Médica (áridos años), a eso lo llamábamos sublimación. Y todo el que escribe versos lo tiene claro. Por ejemplo, Tahures Zurdos (uff, cuantos años de esto. El disco debe estar por algún lado)
La complicación viene después. Cuando quieres escribir y no hay ese sufrimiento íntimo, esa emoción o esa angustia. Ese es a mi ver el verdadero artista, no el que se deja dominar por el genio, sino el que es capaz de crear belleza de la nada, el que saca de donde no hay :-). Eso es lo realmente maravilloso, cuando el arte pasa a formar parte de ti, y ya es una necesidad que no surge de la sublimación, sino del propio deseo de crear. Ese es el lugar al que me gustaría llegar. Pero en realidad yo sigo tirando mucho de la sublimación :-), que le vamos a hacer.

J.

Anuncios

2 comentarios en “Sublimación

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.