Eurovision :-(

No, no voy a hablar de lo de España, porque más o menos me da igual :-). Ni tampoco voy a decir que hubo tongo. Bueno, eso sí. Tooongooo. Tooongooo. No creo que la Lena esta alemana se mereciese ganar Eurovisión. Quizás el OT de su país o algo así, pero no Eurovisión. Aunque he de decir que este año no me ha gustado demasiado nadie. Aún así, en casa la opinión popular es que, entre tanto triste, debía haber ganado Grecia (¡Opa!). Y con el que más nos reímos fue sin duda con el de Francia (¿cómo que “el negrito JessyMatador”, señor Uribarri?). Bueno, esperaremos al año que viene, a ver que tal :-).

J.

Anonimato, desinformación y (supuesta) justa indignación

Hace unos días, cuando hablé de Eurovisión, y debí herir ciertas sensibilidades,

porque aparecio en la entrada un indginado y anónimo comentario:

Define “bueno”, porque no creo que el tal Alexander lleve más años que Daniel Diges, profesionalmente hablando. Dani era un niño cuando ya despuntaba como actor de teatro y de tv. Poca gente puede decir que ha ganado un premio nacional de teatro, ha hecho tb tv y ha participado y protagonizado los musicales de más éxito en España.
Y hace tiempo que tb compone,aunque sea ahora cuando todo el mundo se ha enterado.

¿La trayectoria de Alexander?

Yo, que soy muy inocente, pensé que el comentarista sabía de lo que hablaba. Es decir, que cuando decía “¿La trayectoria de Alexander?” es porque había comprobado el historial del señor Ryback, y había visto que era muy inferior. Lo que habría hecho yo. Lo que haría una persona prudente antes de críticar. Pero es mucho más fácil no contrastar datos :-). Y el otro día yo lo hice por casualidad:

Trayectoria de Alexander Rybak: 
Comenzó a tocar el piano a los cinco años. Ahora toca el piano y el violín.
Con diez años entra en el prestigioso instituto  Barrat Due de estudios musicales, en Oslo.
En 2005 llega a la semificanl del Operación triunfo de Noruega.
En teatro, en el 2007 interpreta al violinista en El violinista en el tejado,  ganando el premio Hedda de teatro noruego.
En 2009 ganó Eurovisión :-).
Y su disco Fairytales se ha vendido bien (sí, él compone también), y está preparando el segundo.

Con esto dicho, y a la espera de que Daniel Diges gane Eurovisión (que todo puede pasar), vuelvo a repetir mi opinión: Alexander Rybak es mejor :-). Por no decir que también es más guapito :-p.

Tonterías aparte, en realidad yo en realidad quería hablar de anonimato e Internet, pero ya va a ser mucho para el mismo día :-).

J.

Eurovision (pero sobre todo Euro) – Parte II

Vamos a volver a cosas más ligeras, que estoy demasiado profundo últimamente. Concretamente, volvamos a Eurovisión :-).

Lo primero, decir que me lie con Estonia. Urban Symphony es el grupo, fundado por  la cantante y violinista Sandra Nurmsalu, y Rändajad es la canción.

Vamos ahora al ganador del año pasado: Alexander Rybak. 

Un chaval guapito, que canta bien, y que toca el violín. Buena elección. Tan buena que después de escuchar el tema con el que ganó Eurovision

decidimos bajarnos el disco, y la verdad es que está muy bien. De hecho, me gusta más la canción con la que abre el disco que la que mandaron a Eurovisión.

Más fotos y videos, en su web oficial ;-).
En cuanto a los que dicen que vamos a enviar una copia cutre del ganador del año pasado (que en este país somos muy rápidos para criticar), ahora que tenéis fresco a Alexander Rybak, podéis escuchar a Daniel Diges, y comprobar que no tienen nada que ver. Rybak es mucho mejor en todos los aspectos :-). Pero por lo menos mandamos una canción melódica, bonita, y con un montaje aceptable, no la lamentable composición y presentación del año pasado, por mucho que me caiga bien Soraya, sobre todo cuando se la compara con montajes dance mucho más espectaculares que hicieron otros países (no sé, por ejemplo Grecia o sobre todo Ucrania). Contando que salíamos al final, evidentemente quedamos de supercutres.
Hubo más cosas chulas que me dejo en el tintero. Ya, al que le apetezca, que se dé una vuelta por Youtube. Y a esperar el concurso de este año :-).

J.

Eurovision (pero sobre todo Euro)

Me gusta Eurovisión. Lo reconozco. Empezó con Chikilicuatre, y después ha seguido. No obstante, he de señalar que la parte de España es lo que menos me interesa. No he visto la gala de elección, y en definitiva me da igual a quién mandemos. A mí lo que me gusta es ver qué mandan los demás países, y hacer un poco de estudio (o critiqueo, según corresponda) etnográfico. Y es que a veces descubres cosas chulas.
Por ejemplo, en el 2005 ganó Sertab Erener, por Turquia, con una presentación muy chula, aunque en realidad el video musical está mucho mejor, tremendamente turco (o al menos tremendamente tópico, que no es que yo conozca mucho de la cultura turca :-)).
Lordi ganó con otro tema también claramente finlandes en el 2006 (obsérvese el gorrito con la bandera de Finlandia en la presentación). De hecho, el metal está muy presente en Finlandia, no hay que olvidar que Nightwish ya fue a Eurovision 2000 (no ganaron, pero es que tenían que haber mandado la versión heavy de la canción, que en mi opinión es superior a la pop).
Aunque en este caso también me decanto por el video oficial :-).
Siguiendo este recorrido, nos encontramos con que en el 2007 Apocalyptica también cogió sus chelos y se fue para Eurovision a defender los colores de Finlandia.

Y para terminar, el año pasado, si he de quedarme con alguno, me quedo con Estonia, y el Urban Symphony de Rändajad.

Para la próxima entrada, añadiré un comentario sobre el candidato de España, que esto ya se está haciendo demasiado largo ;-).

J.